Noticia

2 de abril de 2019

Unas 6.600 cuidadoras de personas dependientes recuperan las cotizaciones a la Seguridad Social

• Los socialistas aplauden el restablecimiento de un derecho básico eliminado por el PP pese a favorecer el empleo y la calidad en la atención

Unos 6.600 cuidadores y cuidadoras no profesionales de personas dependientes en la provincia de Granada podrán recuperar sus cotizaciones a la Seguridad Social con la entrada en vigor ayer lunes del Real Decreto-Ley de medidas urgentes de igualdad de trato, puesto en marcha por el Gobierno del PSOE en apoyo a las familias y al trabajo “invisible” de muchas personas con dependientes a su cargo, y que será convalidado mañana.

Según datos de la Seguridad Social, sólo 198 personas (177 mujeres y 21 hombres) constan a día de hoy como cotizantes en Granada en una actividad que llegó a registrar más de 4.700 afiliados en la provincia, en su mayoría mujeres, antes del desmantelamiento del sistema de la Dependencia y la expulsión de las trabajadoras de la Seguridad Social impuesta por el Gobierno del PP hace seis años.

Así lo ha destacado la candidata socialista al Congreso de los Diputados Elvira Ramón, quien ha subrayado la trascendencia de una medida “que promueve el restablecimiento de derechos básicos de los trabajadores y trabajadoras y que devuelve la dignidad a las familias”. “Hemos dado un paso adelante decisivo no sólo en lo que respecta a la recuperación de derechos materiales de las cuidadoras, sino también de reconocimiento a esa labor silenciosa y oculta que merece todo el apoyo de la sociedad y de las administraciones públicas”, ha agregado.

En este sentido, la representante socialista ha afirmado que la supresión de derechos como este por parte de la derecha supone “un desprecio al sacrificio, a la entrega y al compromiso de muchas personas con el que, además, se garantiza la dignidad de las personas dependientes”.  

Así, ha apuntado que “por mucho que le fastidie a las derechas, vamos a trabajar hasta el último minuto para reactivar derechos sociales básicos que fueron liquidados por el PP con la excusa de la crisis, y con los que siempre ha querido mercadear”.

Una derecha “reincidente”

Por su parte, Sandra García ha recordado que las derechas tuvieron la oportunidad de rectificar y de posicionarse al lado de la dignidad de las personas dependientes y de los cuidadores no profesionales de haber apoyado los Presupuestos, que precisamente restablecían este derecho a la cotización y consignaban para ello 315 millones de euros.

Al rechazar las cuentas, “nos encontramos con unas derechas que reinciden de nuevo en su ataque a los más vulnerables”, ha indicado García, quien ha recordado además que fue precisamente el hoy presidente de la Junta, Moreno Bonilla, el que pilotó el desmantelamiento de los servicios y derechos de la Dependencia cuando era secretario de Estado de Servicios Sociales en el Gobierno de Rajoy.

“No sólo recortaron derechos básicos de los cuidadores, sino que el PP arrasó con la financiación estatal del sistema preparando el terreno para hacer negocio con un ámbito tan sensible”, ha añadido.

Por último, ha subrayado que tras años de recortes de la derecha, el Ejecutivo socialista “hace realidad de forma efectiva el derecho de las personas en situación de dependencia a recibir la mejor atención, pero también se hace justicia con sus cuidadores, en su mayoría mujeres, que desarrollan una labor indispensable para la calidad y la continuidad de estas prestaciones”.
Por último, le ha exigido a Moreno Bonilla que haga una campaña explicativa para que las personas cuidadoras conozcan de primera mano esta información, así como los pasos a seguir para acceder a la cotización.

Acceso a la cotización

Para acceder a esta cotización, dirigida sólo a aquellas personas que tengan como prestación de dependencia la de cuidados en el entorno familiar, los cuidadores o cuidadoras que optaron por seguir cotizando por su cuenta no habrán de hacer gestión alguna, ya que la propia Administración se encargará de realizar los trámites oportunos para que empiecen a cotizar desde el 1 de abril.

En cambio, los cuidadores que optaron por dejar de cotizar deberán acudir a la Seguridad Social con la resolución del Programa Individual de Atención (PIA), donde se reconozca la prestación de cuidados en el entorno familiar a partir del 1 de abril. Si se hace en un plazo no superior a 90 días, la cotización será efectiva desde el mismo 1 de abril.

Los cuidadores que estén trabajando en jornada parcial, la cotización cubrirá hasta la jornada completa.

Por último, en relación a los nuevos expedientes donde se reconozca la prestación de cuidados en el entorno familiar, la cotización se contará desde el día de entrada en vigor del PIA, tras la solicitud pertinente a la Seguridad Social.

Uso de cookies. Utilizamos cookies propias y de terceros para su funcionamiento, así como para obtener estadísticas anónimas de uso de la web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cerrar