Los socialistas rechazan de forma “rotunda” la propuesta de recorte en los fondos para políticas agrarias.

El PSOE de Granada ha exigido al Gobierno de Mariano Rajoy que negocie y llegue a acuerdos para que “no se pierda ni un euro” en los fondos de la futura Política Agraria Común (PAC) y Feader, que no solo facilitan ayudas directas a los agricultores sino también la construcción y arreglo de infraestructuras como caminos rurales e invernaderos o el apoyo a regadíos.

“Rechazamos total y rotundamente la propuesta de recorte planteada por la Unión Europea porque consideramos que tendrá graves repercusiones en los ámbitos social, económico y medioambiental de la provincia, así como efectos perjudiciales en el mantenimiento y desarrollo del tejido rural”, ha señalado el parlamentario andaluz y portavoz en la Comisión de Agricultura, Miguel Castellano.

El socialista, que ha recordado que la provincia recibe en la actualidad alrededor de 200 millones de euros, ha pedido al Gobierno del PP que pelee en el proceso de negociación para frenar la sangría que el medio rural lleva soportando en los últimos años, y lo que es peor, no pierda otros 40 millones de euros más con el futuro marco de financiación que prevé Bruselas”.

De ser así, ha dicho, “el daño al campo granadino sería irreparable”, al tiempo que ha insistido en que a esa caída en la inversión habría que sumar el “tijeretazo” de 900 millones que supuso el marco actual (2014-2020) para toda Andalucía.

“El sector agroalimentario de Granada, uno de los pilares del Producto Interior Bruto provincial, recibiría un fuerte hachazo”, ha indicado Miguel Castellano que ha reclamado que Granada recupere el nivel anterior de inversiones, al considerar “inaceptable” que en un contexto de aumento del presupuesto comunitario se reduzcan los fondos agrarios.

“La PAC no puede convertirse en una política europea en regresión, sino más bien en todo lo contrario, toda vez que ha demostrado su eficiencia y valor añadido a la hora de mantener y crear puestos de trabajo y permitir el arraigo de la población al territorio, evitando así el fenómeno de la despoblación rural”, ha remarcado.

Con objeto de mejorar el panorama actual, ha pedido al resto de agentes sociales y económicos de la provincia que estén “especialmente vigilantes”, y se construya “un frente común para defender los legítimos intereses de Granada en el sector agrario y del desarrollo rural”.

Tras censurar que el Gobierno de Rajoy ha disminuido las inversiones en el campo en los Presupuestos Generales del Estado de los dos últimos años, Miguel Castellano ha señalado que el respaldo que las y los agricultores y ganaderos reciben del PP “no es para nada comparable al trato que reciben del Gobierno andaluz”.

Así, ha enumerado algunas iniciativas impulsadas por el Ejecutivo de Susana Díaz para “modernizar el medio rural, las explotaciones y las técnicas de cultivo, y aquellas iniciativas para alentar el aumento de las producciones con la vista puesta en el incremento de las exportaciones”, entre otros.