Noticia

4 de octubre de 2021

El PSOE denuncia que el Gobierno andaluz «toma el pelo a la ciudadanía porque no hay normalidad en la Atención Primaria»

La alcaldesa de Armilla, María Dolores Cañavate, acompañada por Ángeles Férriz y Pepe Entrena, lamenta la dificultad de la ciudadanía para acceder a una cita presencial y pide a la Junta la construcción de un nuevo centro de salud para el municipio

La portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Ángeles Férriz, ha exigido al Gobierno de Moreno Bonilla que deje de “tomar el pelo” a la ciudadanía “porque la normalidad no ha vuelto a la Atención Primaria”. Ha advertido de que “faltan médicos en la sanidad pública y los que hay están desbordados” y ha demandado al Ejecutivo de la Junta “que trabajen y lo solucionen ya” para que la gente pueda ir a su médico o médica en el centro de salud.

En Armilla junto al secretario general del PSOE de Granada y presidente de la Diputación Provincial, José Entrena, y a la alcaldesa de la localidad, María Dolores Cañavate, ha insistido en que el Gobierno andaluz “toma el pelo a la ciudadanía” cuando hoy mismo vuelve a repetir que hay normalidad en los centros de salud y presencialidad en la atención médica.

Ha explicado que con sólo intentar reservar una cita presencial puede comprobarse que es difícil obtenerla antes de quince días, y ha subrayado que son los profesionales y los usuarios quienes denuncian y padecen este problema y no entienden que se pueda ir al cine y al teatro con aforos al cien por cien, que el Gobierno andaluz pida aforos completos también para el fútbol y eventos deportivos y que permita procesiones “pero no podamos ir a ver a nuestro médico y médica”, según ha denunciado.

“Pedimos la presencialidad en la atención médica como antes de la pandemia, es lo que quieren las y los profesionales, que piden medios, respeto y tiempo para atender a sus pacientes”, ha defendido Férriz. Para la dirigente regional socialista, es evidente que “si hay dinero por los millones de euros que vienen del Gobierno de España a Andalucía para reforzar la sanidad y la Junta no lo hace, es porque no quiere”.

La portavoz socialista ha alertado de la “hoja de ruta premeditada” de Moreno Bonilla y su Gobierno para “desmantelar la sanidad pública. Si uno no encuentra respuesta en la sanidad pública, la gente no espera quince días para ver a su médico o médica, sino que se va a una consulta privada, y por eso 1 de cada 5 andaluces tiene seguros privados y somos la tercera comunidad en España en seguros privados”, según ha expuesto.

Para Férriz, esto “no sorprende” de la derecha porque “hace lo mismo” cuando y donde gobierna, abrir la puerta al negocio privado de la salud. “No vamos permitir que se haga negocio con la salud de los andaluces y andaluzas”, ha certificado la portavoz del Grupo Socialista, añadiendo que “si ésa es la hoja de ruta de PP y Cs, nos tendrán enfrente”.

Por su parte, el secretario general del PSOE de Granada ha considerado que las y los pacientes de la provincia de Granada que acuden a su médico de cabecera “no se puede encontrar con una cita a diez o quince días vista o directamente no tener opción a ella”. “Si una persona tiene fiebre lo están mandando forzosamente a los sistemas sanitarios de urgencias, colapsando las urgencias de los centros de salud, si están abiertas, y las hospitalarias”, ha señalado.

José Entrena, que ha dado un toque de atención al Gobierno de Moreno Bonilla, a quien le ha recordado que dispone de dinero toda vez que el Ejecutivo de España haya destinado a Andalucía 1.650 millones de euros en septiembre -más los 700 que llegarán en noviembre-, ha avanzado que las y los socialistas granadinos van a seguir desarrollando acciones “hasta que no se recupere la normalidad en la atención primaria”.

Nuevo centro de salud para Armilla

La alcaldesa de Armilla, Mª Dolores Cañavate, ha lamentado la «dificultad para acceder a día de hoy a una cita presencial en atención primaria, un problema que se agrava en el municipio de Armilla, cuyo centro de salud no reúne las condiciones necesarias para prestar un servicio de calidad a toda la población, por lo que ha vuelto a exigir la construcción de uno nuevo».

«El actual centro fue construido cuando el municipio tenía 7.000 habitantes. Hoy somos más de 26.000 armilleros y armilleras los que hacemos uso de unas instalaciones que además presta cobertura a más de 100.000 personas», ha explicado.

Uso de cookies. Utilizamos cookies propias y de terceros para su funcionamiento, así como para obtener estadísticas anónimas de uso de la web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.