Noticia

9 de noviembre de 2022

Pedro Sánchez asegura que la apertura de la subestación de Baza, en la Línea 400, acaba con un «agravio territorial»

En un acto en el municipio bastetano, el secretario general del PSOE llama a "cuidar el socialismo" como "única ideología en pie" para la igualdad y afrontar los actuales retos

El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, ha asegurado que la apertura de la subestación eléctrica de Baza, dentro de la Línea 400, acaba con un «agravio territorial que venía sufriendo» la zona Norte de las provincias de Granada y Almería y una parte de la de Jaén.

Así lo ha expresado tras la inauguración del tramo Caparacena-Baza de la Línea de 400 kilovoltios Caparacena-Baza-La Ribina y de la citada subestación de Baza en un acto que el PSOE ha celebrado este miércoles en el Teatro Dengra de Baza (Granada) ante unas 700 personas, que ha contado con la presencia del secretario general del PSOE-A, Juan Espadas, y del secretario general del PSOE de Granada, Pepe Entrena, entre otros representantes socialistas de las provincias de Granada, Almería y Jaén.

El dirigente socialista ha dicho que Línea 400 es una muestra más de la «reivindicación por la igualdad real y efectiva entre territorios y entre ciudadanos. Eso es lo que al final justifica nuestra lucha y combate contra la desigualdad y en favor de la igualdad de oportunidades entre españoles y españolas vivan donde vivan, en una gran ciudad o en un pequeño municipio», ha dicho.

Sánchez, que ha estado precedido en el turno de palabra por los alcaldes de Baza y Cuevas del Campo, Manuel Gavilán y Carmen Rocío Martínez, respectivamente, y el secretario general del PSOE de Andalucía, Juan Espadas; ha hecho un llamamiento a que «cuidemos entre todos el socialismo» como «única ideología en pie para garantizar la igualdad de los pueblos y las sociedades, y para hacer frente a los retos que tenemos por delante», entre los que ha citado el de la «transición ecológica».

El presidente del Gobierno ha sostenido que es «importante» esa necesidad de que «cuidemos entre todos el socialismo», porque «si uno mira hacia atrás después de la crisis financiera y la respuesta neoliberal» a la misma que «solo trajo sufrimiento, desigualdad», y «si algo se demuestra con el fracaso neoliberal, es que la única ideología en pie para garantizar la igualdad de los pueblos, de las sociedades, y hacer frente a los retos que tenemos por delante» –como los de «los derechos laborales, el feminismo, la transición ecológica» o «la solidaridad intergeneracional»–, con una «respuesta eficaz y equitativa es la socialdemocracia, el socialismo democrático y el Partido Socialista Obrero Español», según ha sentenciado.

En esa línea, Sánchez ha puesto de relieve que «se habla mucho» de que el PSOE es «el partido más antiguo» de los que actualmente existen en España, algo que «es cierto» porque tiene «143 años de vida», ha apostillado, pero ha remarcado que también es «el más joven, porque miramos hacia adelante», y en ese sentido ha añadido que él sobre todo ve «a los jóvenes» que están detrás de él, y le gusta acabar diciendo que el PSOE «es un partido de presente y futuro sobre todo para la gente joven que lo merece y necesita».

Al comienzo y al final de su intervención, Pedro Sánchez ha recordado el acto que el pasado 29 de octubre celebró el PSOE en Sevilla para recordar el 40 aniversario de la primera victoria por mayoría absoluta en elecciones generales del partido entonces liderado por Felipe González, quien intervino en ese acto «muy emotivo para quienes sentimos los colores rojos del PSOE», y que defendió entonces que lo que representaron sus gobiernos y su proyecto político fue, sobre todo, «poner en el centro de las prioridades políticas la lucha por la igualdad real y efectiva entre ciudadanos y territorios».

Al hilo, Sánchez ha sostenido que esa reivindicación de la «igualdad efectiva entre territorios y ciudadanos es lo que justifica nuestra lucha», ese «combate contra la desigualdad y a favor de la igualdad de oportunidades entre españoles vivan donde vivan», y ha defendido que ese es «el compromiso de lo público y del PSOE allí donde gobierna».

De igual modo, Sánchez ha reivindicado a su partido como el de la «política útil», que es la que ha llevado a cabo su Gobierno «en circunstancias tan difíciles y extraordinarias» como las que, según ha abundado, conllevó la pandemia de la Covid-19, punto en el que ha aprovechado para realizar una invitación a la población que puede hacerlo a inocularse la dosis de refuerzo de las vacunas frente al coronavirus y sus variantes.

Sánchez ha defendido que esa política útil es la de «plantear soluciones, no poner problemas a las soluciones que plantea» su ejecutivo, que ha alcanzado «15 importantes acuerdos con los agentes sociales» para destinar «ayudas directas» a trabajadores autónomos, para impulsar los expedientes de regulación temporales de empleo (ERTE) como alternativa a los despidos en las empresas, o para conceder avales a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO) a pequeños y medianos comercios y negocios «durante los peores momentos del confinamiento», según ha enumerado el presidente.

De igual modo, Sánchez ha reivindicado la reforma laboral de su gobierno que ha permitido alcanzar «niveles de afiliación a la Seguridad Social» en España como los que no se alcanzaban desde antes de la crisis financiera de 2008, y que la temporalidad en el mercado de trabajo se sitúe en «mínimos históricos».

Todo eso «no cae del cielo», sino que «es fruto del compromiso político con la gente del Gobierno de España», según ha proclamado el presidente, que ha denunciado que frente a esa política de plantear «una solución a cada uno de los problemas de la mayoría social» del país se sitúa «una oposición sin solución, sin proyecto y sin ninguna educación, instalada en el insulto y la descalificación».

Así, y en alusión al PP y a su ruptura de las negociaciones con el Gobierno para renovar el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Pedro Sánchez ha denunciado que «han cambiado de líder para viajar a la moderación, y al final nos hemos dado cuenta de que ni eran moderados ni tienen autonomía como proyecto político».

«En el PP mandan los de siempre, los que no se presentan a las elecciones, la derecha económica y mediática de este país», ha aseverado Sánchez antes de añadir que hay que decir «alto y claro» que los ‘populares’ «no tienen autonomía como proyecto político», porque «ha bastado una portada en un medio de comunicación, una tertulia radiofónica ultraderechista, para doblarles el pulso y no cumplir sus obligaciones constitucionales».

«Este es el PP que tenemos, que a cada solución plantea un problema y que a cada propuesta de acuerdo hace un desplante», ha continuado Sánchez, quien ha defendido que en este momento lo que se necesita en España es la «política útil» que ahora «quien la representa mejor que nadie es el PSOE y el Gobierno» que él preside.

En esa línea, el presidente ha animado a trasladar a la ciudadanía «alto y claro» que «uno de los mayores problemas de España para su avance y su progreso en estos difíciles momentos es esta derecha instalada en el negacionismo, el insulto y sin ningún tipo de proyecto político», y ha reivindicado a los socialistas como «la garantía de que Andalucía, España, avancen».

De igual modo, Pedro Sánchez se ha reafirmado en defender la política fiscal de su Gobierno para «aliviar la carga tributaria a la clase media y trabajadora» y para pedir a «los que están arriba, las grandes fortunas, en estos momentos de crisis, un esfuerzo complementario para echar una mano al conjunto de la sociedad española, le pese a quien le pese», ha advertido.

Frente a ello, ha criticado las «recetas fiscales de una derecha que solo baja impuestos cuando está en la oposición», porque «luego cuando llega al Gobierno los sube a las clases medias» o impulsa «amnistías fiscales vergonzantes como hizo el PP cuando gobernaba» en España, según ha denunciado Pedro Sánchez, quien también ha reprochado a los ‘populares’ que, con ellos en La Moncloa, en el año 2017 «se aprobó una declaración unilateral de independencia en Cataluña», mientras que ahora el Gobierno socialista está garantizando la «unidad y cohesión» de los pueblos de España.

Sánchez ha concluido sosteniendo que los socialistas no eligen «las crisis, pero sí cómo responder» ante ellas, y al respecto ha citado la pandemia de Covid-19 y la «guerra de Putin» contra Ucrania, y manifestando que, «cuando dentro de muchos años deje de tener el honor de ser presidente del Gobierno, una de las cosas que me llevaré conmigo es la necesidad de fortalecer nuestro patrimonio público y el Estado del bienestar», y en esa línea ha sentenciado que quiere «un país donde la gente no se tenga que hipotecar para hacer frente a un tratamiento de cáncer».

En relación a la Línea 400, el secretario general del PSOE de Andalucía, Juan Espadas, ha indicado que «detrás de cada uno de los proyectos del Gobierno de España en Andalucía, como la subestación de Baza, hay recursos, inversión pero, sobre todo, justicia social con nuestra tierra.

El dirigente socialista andaluz ha remarcado que esta autopista eléctrica favorecerá el desarrollo de ejes ferroviarios contemplados como el Corredor Ferroviario entre Granada y Almería, así como la implantación de la fibra óptica.

Por su parte, el alcalde de Baza, Manuel Gavilán, ha subrayado que en la comarca de Baza «todo lo que se ha hecho a nivel de infraestructuras y equipamientos lo ha hecho el PSOE. No lo hemos hecho todo, pero lo mejor que se ha hecho lo hemos hecho las y los socialistas. Eso es lo que tenemos seguir haciendo, como así lo hemos hecho con la Línea 400. Un proyecto importante para el interior del sureste español que se suma al estudio informativo de la línea ferroviaria Guadix-Baza-Lorca, la apuesta por las energías renovables, la modernización de los regadíos, el impulso al Geoparque y el fomento y mantenimiento de las políticas sociales con inversiones ya comprometidas».

La alcaldesa de Cuevas del Campo, Carmen Rocío Martínez, ha destacado el compromiso de las políticas socialistas y del Gobierno de Pedro Sánchez con las personas y con las necesidades de cada una de ellas. Según ha detallado, en Cuevas del Campo el servicio de dependencia cuenta con 130 usuarias y usuarios y emplea a 30 trabajadoras; las ayudas durante la etapa más dura de la pandemia han beneficiado a 30 autónomos, además de 5 ERTES para las pequeñas empresas; más de 60 familias cueveñas disfrutan del Ingreso Mínimo Vital y tampoco se ha olvidado de las y los jóvenes con las ayudas al alquiler, que la Junta de Andalucía se ha acordado ahora de ponerlas en marcha cuando podía haberlo hecho desde muchos meses antes».

Uso de cookies. Utilizamos cookies propias y de terceros para su funcionamiento, así como para obtener estadísticas anónimas de uso de la web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.